Biblioteca por la Diversidad

Informe Anual 2014


Tal y como indica en el informe anual facilitado por el Padre Jorge Naranjo del Comboni College of Science and Technology de Jartum, nuestra contraparte en la zona, en diciembre del 2013 se completó finalmente la construcción del edificio donde debía estar ubicada la biblioteca, sin embargo la crecida del Nilo durante la estación de las lluvias hizo aflorar un problema imprevisto. El sótano que debía servir como depósito de los libros se inundaba.

jarinf14a jarinf14b

Este hecho nos obligó a cambiar el plan inicial. En lugar de colocar las primeras estanterías en el sótano, las situamos en lo que debía ser la sala de lectura ubicada en la planta baja, sin problemas de humedad. Se comenzó el trabajo de transporte, adquisición y clasificación de los libros.

Se iniciaron también contactos con un bibliotecario de la Universidad de Sao Paulo gracias a la mediación de Daniela Lenoch, voluntaria del Grup de Cooperacio, para la instalación del PMB, un programa de software libre que facilita la catalogación de los libros y su posterior consulta.

A finales de mayo fue identificada una empresa local especializada en el sellado de sótanos y que había resuelto problemas semejantes al nuestro en otros edificios de la zona. La causa del problema se encontraba en la existencia de un punto débil bajo el fundamento de la casa a través del cual el agua ascendía cuando subía el nivel de la falda del Nilo Azul durante la estación de las lluvias. Dado que el fundamento está impermeabilizado, el agua lo rodeaba al no poder atravesarlo y penetraba por la zona de unión entre éste, las paredes y las columnas.

jarinf14c jarinf14d

Se quitaron las baldosas del sótano y se profundizó en las zonas de unión entre el fundamento, los pilares y las paredes para inyectar una sustancia aislante. Los trabajos acabaron en junio, justo antes del inicio de la estación de las lluvias. Durante los meses de la citada estación se dejó el sótano sin reponer las baldosas para verificar la eficacia del sellado.

El sistema de aislamiento funcionó y el 15 de octubre se iniciaron los trabajos para reponer las baldosas del sótano. En noviembre, éste ya estaba listo para continuar con el proyecto como previsto en un primer momento, es decir con el sótano como almacén de los libros y la sala de la planta baja como sala de lectura y consulta.

En diciembre, 20 nuevas estanterías metálicas fueron compradas para el almacén de los libros de modo que se pueda iniciar el traslado y clasificación de los libros a su destino original.


Beneficiarios y cambios en el contexto
El estallido de la guerra en Sudán del Sur el pasado 15 de diciembre del 2013 provocó que unos 400.000 ciudadanos de este país se refugiaran en Sudán. Este fenómeno se ha visto reflejado en las tres secciones del Comboni College ya que el número de estudiantes ha alcanzado cifras jamás vistas. La escuela primaria ha superado los 1.100 estudiantes. Lo mismo sucede con la escuela secundaria que cuenta con dos escuelas matinales, una para chicos y otra para chicas, pues por ley deben estar separados, y una escuela vespertina. En total hay otros 1.100 estudiantes. La sección universitaria, el Comboni College of Science and Technology ha llegado a los 800 estudiantes. El 60% de los nuevos estudiantes proceden de Sudán del Sur.

Todos estos estudiantes serán los primeros beneficiarios de la biblioteca una vez que esté lista para su apertura.


El informe financiero del 2014 ha sido el siguiente:
jarfin14